You are using an outdated browser. Please upgrade your browser to improve your experience.

La Cruz Roja Americana responde a los mortíferos tornados en la región central del país

Cruz Roja Americana

Lunes, Mayo 23, 2011

Apenas horas después de que una serie de devastadores tornados arrasara la región central del país ayer por la noche, la Cruz Roja Americana abrió refugios en Missouri y Minnesota para brindar asistencia a las personas cuyas viviendas resultaron dañadas o destruidas.

"Nuestros pensamientos y condolencias están junto a quienes perdieron a sus seres queridos o han sufrido estas mortíferas tormentas”, comentó Charley Shimanski, vicepresidente superior de los Servicios ante Desastres de la Cruz Roja. “La Cruz Roja ya cuenta con personal en el terreno para ofrecer socorro a estas comunidades, y en el día de hoy más trabajadores van en camino.”

La Cruz Roja Americana abrió un refugio en Joplin, Missouri, que resultó muy afectada, poco después de que el tornado azotara el domingo. Ese refugio, ubicado en la Universidad Estatal del Sur de Missouri, brindó alojamiento a 110 personas el domingo por la noche y puede albergar hasta 1.000 personas. La Cruz Roja trabaja con las autoridades locales de Joplin en la coordinación del transporte para ayudar a la gente a llegar a los refugios y, si fuera necesario, identificar otros lugares para abrir más refugios.

La Cruz Roja también abrió un refugio en Mineápolis, donde 200 personas pasaron la noche a tras los tornados que azotaron la zona.

En estos momentos, se trasladan cientos de suministros de socorro desde los depósitos de la Cruz Roja a Joplin y otras zonas damnificadas. Estos suministros incluyen equipos de higiene personal, lonas, envases refrigerantes, rastrillos y otros artículos de limpieza. Además, la Cruz Roja envía personal adicional, en especial, trabajadores con capacitación en salud y salud mental.

Los vehículos de respuesta ante emergencias de la Cruz Roja ya responden en Missouri, al colaborar en el traslado de suministros al refugio. En el día de hoy, más vehículos se dirigen a la zona. Además, debido a los daños sufridos en la infraestructura de la zona, se está enviando un vehículo de la Cruz Roja para comunicaciones en casos de emergencias.

La organización anima al público a anotarse en el sitio web de la Cruz Roja “Sano y salvo” para avisar a sus seres queridos que se encuentran a salvo, en www.cruzrojaamericana.org, o llamando al 1-800-733-2767 (1-800-RED CROSS). Desde un móvil de última generación, visita Sano y salvo y haz clic en el enlace para anotarte o realizar una búsqueda.

Las personas que se encuentran en las zonas damnificadas podrán anotarse en la lista de “Sano y salvo” del sitio web. Esto permitirá que los familiares y amigos fuera de la zona de la catástrofe puedan buscar mensajes de sus seres queridos ingresando el número de teléfono o la dirección completa del lugar donde vivían antes del desastre. Los sobrevivientes de desastres también pueden actualizar su situación en Facebook y Twitter mediante el sitio “Sano y salvo”.

Mientras la Cruz Roja responde en la zona central del país, continúa con sus operaciones de socorro en el sur de los Estados Unidos en respuesta a los tornados de abril y las inundaciones que persisten a lo largo del río Misisipi. Esta primavera, más de la mitad del país ha resultado damnificado por condiciones climáticas destructivas, que alteraron la vida de la población desde Dakota del Norte hasta la región costera del este. Desde el 31 de marzo, el personal de respuesta ante desastres de la Cruz Roja ha brindado alojamiento a miles de personas que pasaron la noche en refugios, distribuido miles de equipos de limpieza e higiene personal y servido más de 1.800.000 comidas y refrigerios.

La Cruz Roja pudo responder de inmediato gracias a la ayuda de empresas que integran el Programa Anual de Donaciones para Desastres (ADGP). Los miembros del ADGP se comprometen con donativos de forma permanente para que la Cruz Roja pueda ubicar suministros de forma estratégica con anterioridad y esté lista para actuar de inmediato cuando ocurren catástrofes.

Los integrantes de ADGP incluyen a: 3M; Altria; Aon; Cisco Foundation; ConAgra Foods; Costco Wholesale Corporation; Darden Restaurants, Inc.; Dr Pepper Snapple Group; FedEx Corporation; GE Foundation; The Home Depot Foundation; John Deere Foundation; Kimberly-Clark Corporation; Kraft Foods; Lowe's Companies, Inc.; Merck; Morgan Stanley; Nationwide Insurance Foundation; Northrop Grumman; Ryder Charitable Foundation; Southwest Airlines; State Farm; State Street Foundation; Target; The TJX Companies, Inc.; UnitedHealthcare; UPS y Walmart.

La Cruz Roja depende de los donativos monetarios para brindar asistencia cuando ocurre una catástrofe. Quienes deseen ayudar a los damnificados por catástrofes como tornados, inundaciones e incendios forestales, al igual que innumerables crisis que ocurren en el país y en el mundo, podrán hacer un donativo a la Cruz Roja Americana para la ayuda en casos de desastre. Este donativo permite que la Cruz Roja se prepare para catástrofes y brinde refugio, alimentos, apoyo emocional y otro tipo de asistencia al responder a desastres. Visita cruzrojaamericana.org, llama al 1-800-733-2767 (1-800-RED-CROSS) o envía un mensaje de texto que diga “REDCROSS” al 90999 para donar $10. Las contribuciones también pueden enviarse a la oficina local de la Cruz Roja Americana o a: American Red Cross, P.O. Box 37243, Washington, DC 20013.

Acerca de la Cruz Roja Americana:

La Cruz Roja Americana ofrece refugio, alimento y apoyo emocional a víctimas de desastres; provee casi la mitad del suministro de sangre del país; enseña habilidades que salvan vidas; presta ayuda humanitaria internacional y brinda apoyo al personal militar y sus familiares. La Cruz Roja Americana es una entidad caritativa y no un organismo gubernamental; por lo tanto, depende de la labor de los voluntarios y la generosidad del público de los Estados Unidos para cumplir con su misión. Para consultar más información, visita www.cruzrojaamericana.org