Seguridad Acuática

  • Seguridad Aquatica | Cruz Roja Americana

La natación es una actividad divertida para los niños durante el verano. Para ayudar a evitar accidentes en el agua, la Cruz Roja Americana ofrece consejos, técnicas de seguridad y salvamento que pueden salvar una vida.

La Cruz Roja Americana ofrece cursos que te dan los conocimientos y destrezas necesarias para responder a emergencias acuáticas. El contenido del curso y las actividades preparan a las personas para conocer, y responder rápida y efectivamente a emergencias y a prevenir ahogamientos y lesiones.

La mejor cosa que puedes hacer para mantener la seguridad de tu familia cerca del agua es hacerles tomar clases de natación. Llama a 1-800-RED CROSS para encontrar clases o manda un email a support@redcrosstraining.org.

Sigue estos consejos y disfrutar de forma segura:

  • Aprende a nadar. Casi dos millones de personas de todas las edades aprenden a nadar cada año con los programas de la Cruz Roja.
  • Es importante supervisar a los niños muy de cerca cuando se están en el agua.
  • Nadadores inexpertos deben llevar chalecos salvavidas aprobados por el servicio de Guardacostas de los Estados Unidos en todo momento.
  • Tener la habilidad de administrar RCP y primeros auxilios.
  • Si tienes una piscina, ten a mano equipo de salvamento.
  • Siempre debes tener a la mano una boya de anillo, chalecos salvavidas, cuerdas u otro objetos que puedan utilizarse para ayudar a una persona en problemas. Asegúrate de tener un botequín de primeros auxilios, teléfono celular o inalámbrico e información de contacto de emergencia en la piscina.
La mayoría de los accidentes relacionados con el agua pueden evitarse al conocer y seguir las normas básicas de seguridad. Nuestro programa de natación enseña a los niños y adultos las reglas de seguridad que deben conocer alrededor del agua y a nadar hábilmente.
-Connie Harvey, director de Desarrollo Técnico de Natación de la Cruz Roja Americana

De acuerdo con una encuesta reciente realizada por la Cruz Roja, más del 70 por ciento de las personas planean actividades al aire libre relacionadas con agua. Casi la mitad de los padres con niños entre las edades de 3 y 17 años planean disfrutar en actividades en áreas donde no hay salvavidas.

La encuesta también descubrió que casi uno de cada tres padres cree que las balsas inflables (floaties) sustituyen una supervisión adecuada en las piscinas o playas, pero la realidad es que no reemplazan a un salvavidas. La Cruz Roja asegura que las balsas inflables no sustituyen a un adulto capacitado para ofrecer los primeros auxilios y técnicas de salvamento durante las actividades en el agua.