You are using an outdated browser. Please upgrade your browser to improve your experience.

10 Años Después: Recordando el Tsunami del Océano Índico.

  • Indian Ocean Tsunami
    Yusnidar y Adnan se mudaron a una nueva casa. El nuevo hogar tiene agua potable gracias por la generosidad de los donantes de la Cruz Roja. Yusnidar se siente más segura porque no tiene que caminar hasta lejos para ir al baño o recoger agua.
  • Indian Ocean Tsunami
    Los árboles de Casuarina detienen la erosión, protegen de las tempestades y disminuyen el potencial destructivo de los tsunamis. Desde el 2004, la Cruz Roja Americana ha plantado más de 12,000 árboles de Causarina a lo largo de la costa de Indonesia.
  • Indian Ocean Tsunami
    Muslem diseña un centro de evacuación para su pueblo, ubicado en una zona rural de Indonesia. La Cruz Roja trabaja en conjunto con pueblos como el de Muslem, empoderándoles a estar preparados a enfrentar desastres en el futuro.
  • Indian Ocean Tsunami
    La casa de Puspawati fue completamente destruida por el tsunami, sin embargo, la red global de la Cruz Roja le ayudo a construir un nuevo hogar con agua potable.
  • Indian Ocean Tsunami
    La Cruz Roja está restaurando los ecosistemas destruidos por el tifón, mayormente por medio de la plantación de árboles de mangle. Los árboles disuelven los metales pesados, sirven de barrera ante las marejadas ciclonicas y proveen un hábitat.
  • Indian Ocean Tsunami
    La Cruz Roja Americana construyó escaleras de evacuación a lo largo de la colina en la aldea de Zulkifli, en Aceh – lugar donde llegar a un terreno más alto es, literalmente, cosa de vida o muerte.
  • Indian Ocean Tsunami
    Ipah indica el camino hacia un lugar seguro, cerca de una señal de evacuación instalada por la Cruz Roja Americana luego del tsunami. Asi el pueblo donde Ipah vive fue gravemente afectado por el tsunami, Ipah tiene la voluntad para ayudar a los demás.
Hoy en día, los sobrevivientes viven con mucho entusiasmo y esperanza hacia el futuro.

Hace diez años, el tsunami en el Océano Índico causó estragos en comunidades costeras desde el sudeste de Asia hasta África Oriental. En Indonesia, más de 160.000 personas fallecieron y 500.000 se quedaron sin hogar. Los sobrevivientes de esta tragedia vieron sus casas, tiendas, barcos, lugares de culto y escuelas desaparecer.

La magnitud del desastre dio paso a un flujo sin precedente de generosidad por parte del pueblo estadounidense – quien celebraba los días festivos en familia cuando se difundió la desgarradora noticia. A lo largo de una década, la Cruz Roja Americana viene cosechando los frutos de la buena voluntad del pueblo americano, ofreciendo de esta forma alivio y esperanza, y ayudando a las familias y comunidades afectadas a reconstruir y recuperarse de uno de los peores desastres naturales de la historia moderna. Hoy en día, los sobrevivientes viven con mucho entusiasmo y esperanza hacia el futuro.

En coordinación con más de 40 otras Sociedades Nacionales de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, y gracias a la generosidad del pueblo estadounidense, la Cruz Roja Americana ayudó a muchas personas en Bangladesh, India, Indonesia, Kenia, Maldivas, Myanmar, Somalia, Sri Lanka, Tanzania y Tailandia a recuperarse de los efectos del tsunami.