You are using an outdated browser. Please upgrade your browser to improve your experience.

Haitianos que ayudan a haitianos tras el paso del Huracán Matthew

  • Huurricane Matthew - Haiti
    Richard Simon conoce a un residente local de Marre Rouge. 7 de octubre de 2016, Marre Rouge, Comuna Mole St-Nicholas, Departamento de Nord-Ouest.
  • Hurricane Matthew - Haiti
    En un centro de distribución de la Cruz Roja, decenas de residentes de Citerne-Remy hacen cola y esperan su turno para recibir suministros de asistencia. 12 de octubre de 2016, Comuna Baie de Henne, Departamento de Nord-Ouest. Anderson Laforêt/Cruz Roja
  • Hurricane Matthew - Haiti
    Ismithe Dorvilus, residente de Citerne-Remy, pasa a buscar suministros de asistencia de la Cruz Roja tras el Huracán Matthew. 12 de octubre de 2016, Comuna Baie de Henne, Departamento de Nord-Ouest. Cruz Roja Americana/Anderson Laforêt
Estamos viendo una situación en la que muchos han perdido todo

Richard Simon trabaja como Gerente de Construcción para la Cruz Roja Americana desde enero de 2015. Como muchos de sus colegas, también hace las veces de respondedor ante emergencias cuando ocurre un desastre. Tanto él como casi 200 otros miembros del personal de la Cruz Roja Americana radicados en Haití–más del 90 por ciento de los cuales son haitianos–administran diversos programas de recuperación tras el terremoto que se enfocan en la salud, infraestructura, sustentabilidad económica, sistemas de preparación para emergencias y vivienda.

¿De dónde es?

Nací en Port-au-Prince.

¿Cómo está ayudando a los damnificados por el Huracán Matthew?

Me pidieron que interviniera cuando se acercaba el Huracán Matthew, así que viajé al Departamento de Nord-Ouest algunos días antes de que la tormenta tocara tierra. Durante el huracán e inmediatamente después de él, estuve en el campo, reuniéndome y planificando con las autoridades locales y nuestros socios (Dirección de Protección Civil, Cruz Roja Haitiana, Action Against Hunger y representantes de distintos ministerios haitianos). Luego, ayudé a medir los daños, enfocándonos en agua/higiene e infraestructura. También ayudé a distribuir kits de cocina, higiene y prevención contra el cólera en varias localidades del Departamento de Nord-Ouest.

¿Puede contarnos un poco sobre los daños?

Es muy difícil describir lo que vi. El Huracán Matthew arrasó con todos los aspectos de la vida normal: casas dañadas o destruidas, calles bloqueadas, cultivos devastados y equipos de pesca irrecuperables. Cuando uno piensa en cuán precarias eran las condiciones de vida aquí antes de que pasara la tormenta, sobre todo para los residentes del Departamento de Nord-Ouest, se da cuenta de que Haití sufrirá los efectos del desastre durante años.

¿Qué es lo que más se necesita en este momento?

Nos encontramos en una situación en la que muchas personas han perdido todo lo que tenían. Lo que más se necesita es alimentos, suministros de cocina, agua potable, frazadas y detener el avance del cólera". La Cruz Roja Americana se está poniendo en contacto con algunas de las comunidades más remotas afectadas por el huracán en el Departamento de Nord-Ouest, para suplir estas necesidades y muchas otras. Me parece importante comentar que la Cruz Roja siempre se asegura de que los más vulnerables sean los primeros en beneficiarse con los suministros de asistencia que llegan.

¿De qué manera está trabajando la Cruz Roja Americana junto con la Cruz Roja Haitiana?

Todos estamos trabajando juntos para brindar apoyo a la Cruz Roja Haitiana. En el campo, la Cruz Roja opera como la Cruz Roja. No hay distinción entre voluntarios de las distintas sociedades nacionales. Organizamos actividades juntos y cooperamos muy bien entre todos.

¿Puede decirnos algo sobre las personas a las que está ayudando?

Uno de los residentes que conocí, a quien nunca olvidaré, fue una señora mayor en Marre Rouge (una localidad de Mole Saint-Nicolas). Cuando recibió suministros de asistencia, se le cayeron unas lágrimas. Al acercarme, entendí que lloraba de felicidad, porque estaba agradecida por la asistencia, pero también lloraba de tristeza, porque su hijo estaba desaparecido desde el paso del huracán. En general, puedo decir que la mayoría de las personas con las que nos encontramos están necesitadas, y muchas de ellas no saben a dónde acudir. También es importante hacer notas que la mayoría de las víctimas de esta tormenta ya estaban viviendo en situaciones precarias y complicadas incluso desde antes del huracán.

Desde antes de que el Huracán Matthew tocara tierra, la Cruz Roja Americana ha estado trabajando con socios globales y locales en Haití, incluida la Cruz Roja Haitiana, para movilizar y entregar asistencia fundamental. Ese trabajo continúa aún hoy.

El Huracán Matthew, el mayor desastre en golpear Haití desde el terremoto de 2010 y la tormenta más fuerte en azotar el país en 50 años, ha dejado inundaciones generalizadas, daños a la infraestructura (sistemas de agua, electricidad y caminos) y una enorme pérdida de cultivos y ganado. Según las Naciones Unidas, un millón cuatrocientas mil personas en las áreas afectadas necesitan asistencia humanitaria.

Para obtener más información sobre nuestro trabajo en Haití, visite http://www.redcross.org/haiti.

Related